La sorprendente realidad de los precios eléctricos en España

Cuando pensamos en la factura de la luz, nos puede venir a la cabeza la idea de que siempre estamos pagando más. Pero, ¿qué te diría si te cuento que este año, los españoles hemos tenido un alivio significativo en ese aspecto? Te sorprendería, ¿verdad?

Eurostat, la oficina estadística de la Comisión Europea, ha arrojado unos datos que pueden cambiar la perspectiva general. Según esta entidad, durante la primera mitad de este año, los hogares en España han disfrutado del recibo de luz más económico de los últimos trece años.

La sorpresa en números

En términos concretos, el precio final (con impuestos) que hemos pagado por la electricidad entre enero y julio ha sido 76% inferior al precio promedio del año anterior. Un año marcado por las secuelas económicas de la guerra de Ucrania. Además, esta cifra es 24.4% más baja que la de 2020, año en que la pandemia del coronavirus afectó drásticamente la demanda.

Y te preguntarás, ¿a qué se debe este “milagro”? Francisco Valverde, experto en factura eléctrica, lo atribuye a las medidas adoptadas por el Gobierno para aliviar la factura de la luz. Gracias a la rebaja de impuestos, el IVA pasó del 21% al 5%, el Impuesto Especial sobre la Electricidad bajó del 5% al 0.5%, y el impuesto sobre la generación eléctrica, que afecta indirectamente las facturas, se suspendió.

¿Cómo se obtuvo esta información?

No es simplemente lanzar números al aire. Eurostat basa su metodología en datos proporcionados por las compañías eléctricas. Estos datos son recopilados por el Ministerio para la Transición Ecológica y posteriormente compartidos con Eurostat. ¿Y qué pasa si hay inconsistencias con los datos del año anterior? Simplemente, se solicita información adicional.

Por otro lado, el Instituto Nacional de Estadística (INE) también se sumerge en este ámbito, pero con resultados diferentes. Según el INE, en 2020 y 2016, el precio de la luz fue menor al de los primeros meses de este año. Sin embargo, el INE modificó su fórmula de cálculo recientemente, añadiendo los precios del mercado libre al precio regulado.

El panorama internacional

Si pensabas que España era el único país beneficiado, te invito a mirar más allá de nuestras fronteras. Durante 2022, los hogares españoles pagaron un 20% más por la luz que el promedio europeo. Pero, en los primeros meses de 2023, esta cifra se revirtió, y los españoles pagaron un 58% menos.

Pareciera que mientras muchos países europeos retiraron sus medidas de apoyo tras la crisis del 2022, España decidió mantenerlas, dándonos así un respiro en nuestras facturas.

Como analogía, imagina tener una bolsa llena de caramelos. Mientras que otros compartieron sus dulces desde el inicio, España decidió esperar y compartirlos más tarde, beneficiándonos en el presente.

Conclusión

Los números no mienten. A pesar de las adversidades, España ha mostrado un alivio significativo en cuanto a los precios de la luz. Es como si, después de una tormenta, finalmente vemos un arcoíris en el horizonte. Aunque el panorama mundial sigue siendo incierto, estos datos nos brindan una perspectiva positiva y un poco de aliento en tiempos difíciles. Al final del día, lo que realmente importa es trabajar juntos para garantizar un futuro mejor y más sostenible para todos.

centro distribución amazon