Los grandes bancos españoles despiden porque tú les haces el trabajo

El sector financiero se encuentra dentro de un nuevo proceso de resstructuración debido a la crisis y prevé nuevos despidos

En menos de 12 años, el sector financiero -a partir de los bancos españoles– ha pasado por dos revoluciones o cambios muy significativos en el trabajo. El primero se produjo en 2007/2008 y duró casi una década. El motivo fue la crisis financiera por la que atravesó el sistema bancario.

Lo cual derivó en una crisis económica. Su punto álgido fue entre los años 2010 a 2013, ejercicios en los que se iniciaron las fusiones, lo que provocó la salida masiva de empleados de estas entidades, sobre todo de las antiguas cajas de ahorro. Más tarde supuso la desaparición de este sector de ahorro.

Los bancos españoles sitúan una nueva salida masiva en el trabajo

Fue la mayor ­reestructuración de la banca de Europa. Y ahora todo indica que irán tomando un rumbo similar. Sobre todo a causa de la emergencia sanitaria (y económica) por el coronavirus. En este aspecto, los nuevos procesos tecnológicos han dado otra vuelta de tuerca a la industria.

Una industria y sus bancos españoles hacia el trabajo que lleva varios ejercicios sin lograr una rentabilidad que cubra el coste de capital. Y su transformación vuelve a ser el protagonista del sector. Tanto que se pronostica como una nueva salida de despidos por parte de los principales bancos españoles.

Porque las pobres previsiones macroeconómicas empiezan a estrangular a una industria que teme que el próximo año aflore toda la morosidad que las políticas económicas mantienen, de momento, bajo control. Por su parte, ahora los grandes bancos españoles afrontan su oleada de fusiones con unas plantillas bastante mermadas.

bancos españoles
Los bancos españoles situan el rumbo financiero con nuevos despidos masivos

Banco Santander o Sabadell entre los principales afectados

Esto tras más de una década de recortes en el número de trabajadores. Un hecho que nos lleva a la comparación del pasado 2019 con lo que vimos en 2008. Donde en España han desaparecido de los bancos españoles 103.050 puestos de trabajo, registrándose salidas de miles de empleados.

Los ejercicios más duros en este aspecto fueron los de 2011 y 2013, cuando llegaron a recortarse más de 18.000 puestos de trabajo. Y ahora el sector prevé un camino similar, haciendo que los grandes bancos españols deban realizar despedidos en gran medida. Esto se corresponde a partir de entidades como la del Banco Santander o Banco Sabadell, entre otras. Ambas planean negociar diversos ERTEs que podría afectar a unos 8.000 empleados.

empleo espana