La jornada laboral de 4 días es ya una realidad

Una empresa ha decidido apostar por este beneficio a partir de una incidencia aplicada a partir del análisis de rendimiento en ciertas áreas

El modelo de recorte en el horario laboral ha sido un tema de discusión de amplio recorrido en todo España. El año anterior producto de las secuelas producidas por la COVID-19 entre las que se detectaron como activas fundamentales la ausencia de contacto interpersonal y la austeridad en el punto de vista comercial. Lo cierto es que enfocadas en esa migración han decidido empezar a entrar en dinámica, y una compañía como es Desigual ha afrontado la transición.

Tras su última reunión de accionistas, han llegado a la finalidad que empezarán a implementar la rebaja laboral en horas semanales de 5, atendiendo a otras premisas como puede ser el nuevo enfoque empresarial y la disposición para destinar recursos a la producción remota. Eso qué quiere decir, que de las 39,5 horas a la semana pasarán a trabajar 34,5, y desde luego eso se va a ver afectado en las ganancias mensuales que tiene cada trabajador.

Las áreas de venta y producción son las únicas que no van a ir de lleno en este apartado, pues es imposible pensarse un sistema lineal sin estas dos áreas cumpliendo sus labores en los tiempos demandados. Por otro lado creen que se puede hacer la misma labor optimizando las actividades en un menor tiempo, reduciendo gastos en el desplazamiento, y permitiendo que sus colaboradores tengan un entorno muy atractivo para seguir su línea de rendimiento alta.

Desigual, empresa líder en confección textil

El compromiso de la empresa para no impactar a los empleados es un ejemplo a seguir

Por otro lado, entendiendo la dinámica, era de esperarse que la compañía pensara en los efectos producidos por la medida, ya que se habla de una cifra en pleno del 13% en reducción de los pagos. Por esa razón han contemplado pasar la transición de manera compartida, asumiendo un total de 6,5% de manera autónoma. Eso quiere decir, que los empleados ganará menos, pero verán potenciadas sus ganancias relacionadas al tiempo en uso.

La práctica tiende a ir al aza, y sobre todo, tiende a manejar de una forma que valoran mucho más los empleados. Por ahora el tema está expuesto y a la espera de una entrada en operatividad. Se cree que para el mes de agosto ya esté implementada del todo en donde los incentivos y las dinámicas de exposición van a ser las que marquen la entrada de la tendencia en la mente de los impactados.

Rebus Sic Stantibus