El Hospital Isabel Zendal no sabe cómo tratar a enfermos covid

El nuevo hospital de pandemias de Díaz Ayuso sigue envuelto en polémicas por los últimos episodios de traslados y dimisiones

El día 11 de diciembre el nuevo hospital Isabel Zendal, el proyecto de la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, abría sus puertas para acoger al primer paciente, un enfermo covid. Llegaba de las urgencias del Hospital Gregorio Marañón con neumonía por covid-19 y con pronóstico estable.

La recibía sólo uno de los pabellones terminado a tiempo (se prometieron tres) en un espacio habilitado con 48 camas y 4 puestos de UCI (se prometieron 1.000 camas y 48 de UCI). El pasado sábado 18 de diciembre otro paciente hizo el camino inverso. Y es que un enfermo covid fue trasladado desde este hasta el Gregorio Marañón por empeoramiento de su estado.

Un enfermo covid que estaba en el hospital Isabel Zendal fue trasladado al Marañón por empeoramiento de su estado

El paciente presentaba neumonía bilateral y una vez en las dependencias del Gregorio Marañón se estuvo valorando su posible ingreso en UCI. Las nuevas instalaciones del hospital Isabel Zendal, en Valdebebas, que nacían sin quirófanos y comenzaban a andar con menos dependencias para cuidados intensivos de las anunciadas, estaban pensadas para pacientes estables.

Como ya quedó demostrado la pasada semana, la Consejería de Sanidad pidió a todos los gerentes hospitalarios que derivaran al nuevo hospital Isabel Zendal de emergencias a los pacientes que no implicaran riesgo de acabar en una UCI. Un punto preocupante que deriva en otro, como ha sabido identificar un enfermero.

Se trata de un enfermero de este nuevo hospital Isabel Zendal de pandemias, el cual apenas ha durado un día en el puesto tras dimitir por un funcionamiento que él mismo ha criticado en su perfil de twitter. «Conforme llegué, vi que todo estaba mal y que se vulneraba la seguridad del paciente, sistemáticamente», dijo.

Hospital Isabel Zendal
El hospital Isabel Zendal ha visto ya más de una dimisón y traslados de pacientes a otros hospitales

El paciente del Hospital Isabel Zendal sufría neumonía bilateral en provocada por el coronavirus

«No estaba de acuerdo y he dimitido», ha argumentado de primeras. Preguntado por ello en programas de televisión y radio, este enfermero que se encontraba en el hospital Isabel Zendal, detalló que «sólo hay tres intensivistas, no tiene laboratorio, ni radiólogo y no hay quirófanos».

A esto se suma una selección de profesionales que ha tenido un «criterio de antigüedad» que ha situado a sanitarios «con poca experiencia en cuidados intensivos», precisamente donde habían enviado a Ernesto Marín en su primer y último día en el Zendal. Por otro lado, la factura de las nuevas instalaciones de Valdebebas, que ya habría ocasionado un gasto de 100 millones de euros, sigue engordando tras la inversión de 25 millones de euros más para actuaciones y servicios “con carácter de urgencia”, que incluían la adaptación del Instituto de Medicina Legal (IML) para que aporte los servicios de morgue, depósito de cadáveres y servicio de autopsias.

Banco Santander