El Currículum Vitae deja de ser importante para conseguir empleo

Las empresas poco a poco intentan desplazar el informe laboral y académica por competencias

Es un hecho; a la hora de conseguir empleo, el currículum Vitae está siendo cada vez más desplazado. Y no es por otro motivo que por el que las empresas buscan la manera de referirse a nuevos métodos y sistemas. Los cuales se manfiestan bien a través de dversas temáticas.

En este aspecto, la formación será un punto muy a tener en cuenta. Las empresas ya no solo buscan una buena base, sino nuevos mecanismos que ejecuten esa validez para conseguir trabajo. De manera adecuada, correcta y, sobre todo, en beneficio de las dos partes implicadas.

La forma de conseguir empleo va a cambiar ampliamente

La prueba es que la mitad de los empleados del mundo tendrán que poner al día su formación para 2025 a medida que aumente la adopción de la tecnología. Esto según el informe sobre el Futuro de los Empleos del Foro Económico Mundial presentado recientemente.

Ahora las empresas no piden solo títulos y currículum. Demandan competencias, no importa el grado que se haya cursado. Algo muy importante de cara al futuro, dado que va a cambiar radicalmente. En este orden, se calcula que a la hora de conseguir empleo unos 85 millones de puestos de trabajo podrían ser desplazados.

Esto a raíz de una nueva división del trabajo entre humanos y máquinas. La revolución tecnológica hará, según estas fuentes, que puedan surgir más empleos de los que se pierden (unos 97 millones) que se adapten mejor a esta nueva división del trabajo entre humanos, máquinas y algoritmos.

conseguir empleo
Las competencias tendrán un rol fundamental a la hora de conseguir empleo

Conseguir empleo dependerá de los que mejor se adapten a la división entre humanos y máquinas junto a algoritmos

¿Qué es exactamente la aptitud? ¿Sentarse bien en la silla? ¿No cruzar los brazos? ¿Dejar hablar al entrevistador? No. Estas cuestiones forman parte de la conversación no verbal y pueden ayudar a dar una imagen formal y seria pero no es la aptitud, sino más bien la actitud.

La aptitud en este caso se define por las competencias. Los empleadores son expertos en ver aquellas más adecuadas para un puesto de trabajo. Sin tu saberlo, te pondrán a examen desde el momento en el que entras por la puerta. Pues de esto trata la nueva manera de las empresas. Adquieren importancia aptitudes de autogestión, como el aprendizaje activo, la capacidad de recuperación, la tolerancia al estrés y la flexibilidad

Ilsa