Comisiones de los fondos de inversión al detalle

Tener presente este concepto puede marcar la delgada línea entre el éxito al momento de invertir y el fracaso

Invertir se ha convertido en una de las acciones más consultadas no solo por personas naturales, sino al tiempo por compañías ya constituidas. En ese hecho, los fondos de inversión se convierten en la herramienta fundamental, pero quizás la información al detalle no está tan clarificada como todos pueden llegar a pensar. De manera que es importante tener todo a la mano y empezar a descubrir lo que esto tiene para cada uno en el evento que se desarrolle una acción destinada a incursionar bajo esa modalidad.

Lo primero que se debe definir es que existen varias formas de invertir, y varios modelos mismos operando en sí. Las comisiones de gestión, la comisión de éxito, la comisiones de distribución, la comisión de suscripción, la comisión de reembolso y la comisión de depositaria. Cada una aporta sus bases, y empezamos explicando de qué se tratan. La comisión de gestión, es toda aquella que recorta de tu presupuesto de inversión y ganancia, un porcentaje por la realización del trabajo. Aunque hay distintas formas, es correcto analizar que ejecutan cobros desde el patrimonio del fondo de inversión, como de las utilidades mismas.

Es el fondo más común, y entregan planes de descuento en alguna de las dos instancias, y cobros combinados según le favorezca más al inversor. Si el modelo se extiende en función del rendimiento, en ese punto se pasa a llamar comisión de éxito. Es el segundo punto, y va enmarcada como ya se dijo cuando el plan ha tenido un porcentaje de ganancias. El fondo por suscripción tiene un precio de entendimiento distinto. Cobran por entrar al fondo o las participaciones del mismo en efectos anuales no mayores al 5% del margen inicial.

Fondos de inversión
Fondos de inversión, un modelo económico muy impuesto en las bases de la actualidad

Otros conceptos a tener en cuenta a la hora de ejecutar nuestro valor en fondos de inversión

Acto seguido analizamos la comisión de reembolso, que es básicamente la acción opuesta a la comisión por suscripción. No van a cobrar por entrar o tener participación de las acciones, cobran por la venta de las mismas. Asegurando así una cadena completa que asegura una buena ganancia de lado para los interesados. En cuanto a la comisión por depósito, hace referencia a la cantidad que se lleva la depositaria del fondo, que a su vez es una intermediaria que aloja los valores que invierte el gestor. En este caso el descuento es diario y va restando valor liquidativo con una comisión máxima interanual del 0,2%.

Finalmente está la comisión por distribución que no es otra cosa que las redes de comercio que se llevan una parte por vender los fondos que comercializan las gestoras. Tiene el margen de ganancia más alto del mercado, poniendo un valor entre el 50 y el 80% dependiendo el contrato realizado. Así que con estos datos, es momento de elegir la que más conviene.

dow jones