Ayuso despotrica de Garamendi en la reforma laboral

Polémica de altos mandos en donde la mandataria de la comunidad de Madrid ha dejado expuestas sus sensaciones referente a la reforma que empezará a regir en breve

No hay mucha interacción entre Garamendi y la presidenta de la comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, una vez se ha anunciado que dentro de poco aplicará la nueva reforma laboral que han ajustado los patronales CEOE y CEPYME. En una de sus apariciones oficiales esta mujer ha dicho que en su conocimiento, dicha reforma que pasará al consejo de ministros lo único que hace es alargar la brecha que ya existe entre los grandes empleadores y el sector menos favorecido.

Aparte de colarle apelativos como innecesaria e ineficaz, la han sacado justo y preciso en la previa de la galería donde admite y denuncia que la vicepresidenta busca contentar a los suyos. Esto no es de ahora, lleva un tiempo anunciado y sale a flote una vez que todos los puntos de dicha reforma han quedado expuestos. El problema es que los analistas si han detectado un desconocimiento abismal del mercado laboral por parte de Ayuso, dejando en el más completo ostracismo a los que defiende porque admite y prolifera la ley donde los empresarios que no quieran contratar más terminen por no hacerlo.

Y por si eso fuera poco, ha ido en contra de Fátima Báñez, ex ministra de empleo al decir que esta reforma es una medida absolutamente contrapuesta y que atenta con la que el PP ya había colgado que fue la líder en la creación de cerca de dos millones y medio de empleos cuando estuvo en auge. Cosa que sigue siendo materia de análisis, pues las unidades de medida han dicho que esa política de Rajoy lo único que hizo fue elevar esa pobreza denunciada de labor, y aumentó el tiempo parcial no deseado.

Medidas Covid Ayuso
Ayuso aplica las medidas Covid que ella misma prohibió hace una semana

El mundo político entero cae sobre Ayuso y sus polémicas declaraciones

No es un secreto que los intereses están expuestos por encima de la medida amplia de equidad para el bienestar general de la población española. De manera que varias fuerzas que se siembran sobre el empleo en el país lo único que han hecho ha sido de tildar como enferma del poder a Ayuso y su corte. Pues la medida del 2012 elevada por Rajoy si bien eliminó horas laborales, disparó los empleos temporales, quitando la posibilidad de obtener puestos fijos y a tiempos indefinidos a la gran mayoría.

No cabe duda que esta ausencia de análisis podría ser un eje de discusiones y planteamientos extendidos. Por su parte la constitución tripartita hace gala de sus avances y proliferan la inclusión de hecho hasta con los autónomos. A la comunidad de Madrid le quedará haciendo mucha falta el avance en comprensión de modelos menos populistas, como ha denunciado una corte de analistas del mercado laboral, que ha colaborado en la construcción del documento.

paro